jueves, 16 de febrero de 2017

Carlos Martins





La noche nos dejó varados
a mitad de camino.

Nos contamos historias
para saber que aún
compartimos la misma realidad.

Al amanecer,
cuando la luz comienza
a bosquejar el mundo,
desplegamos los restos del mapa
sobre el capó del auto.

***

Taller de arte

De pronto estás ahí
en medio de la transacción
y el cuaderno de bitácora no especifica
las coordenadas de afecto para esa
ocasión, tal vez
alguien olvidó cruzar el siglo
el milenio no es
solo futuro estás
como un visitante ausente
amarrado a  la sátira literal de las pequeñas ambiciones
mientras la música sacude
los últimos vestigios de resentimiento.

***

Vago me decían y no era
mentira las palabras a veces
insinúan pasiones etcéteras o trazan
manchas oscuras en el cuerpo el alma
no obstante su deseo doblemente
oscuro como cuervos que fugan
cada uno en cada pico un ojo.

de Al amparo de las cosas inútiles, La carretilla roja, 2017.




Mi padre regresa
con su caja de herramientas.

Trae
sus pequeñas certidumbres,
su metafísica de náufrago
experto en signos y ballenas.

Es, ahora, cuando su cuerpo
respira lejanías,
el habitante del umbral.

***

Mi padre me dice:

"Pensás que vivir
es sólo esto.

Después
la experiencia te calibra,

de a poco,
lentamente,
te sitúa

en el punto exacto
de tu propio posible".  

de Autobiografía (sin yo), La carretilla roja, 2015.


Bio: Carlos Martins nació en Monte Grande en 1969. Publicó los libros Alineación y balanceo, ESdMG, 2009; Autobiografía (sin yo), La carretilla roja, 2015 y Al amparo de las cosas inútiles, La carretilla roja, 2017. Sus obras de videoarte y videopoemas pueden ser vistas en el Blog: www.locussolusvideo.tumblr.com.   












No hay comentarios:

Publicar un comentario